Introducción al amino de la Mano Izquierda

Introducción al Camino de la Mano Izquierda

Introducción al Camino de la Mano Izquierda

El Camino de la Mano Izquierda, o el Sendero izquierdo, es aquella doctrina la cual se opone a la derecha de Dios Padre.

Desde la antigüedad, se ha contado la historia sobre la gran lucha de las fuerzas primarias: la Luz y la Oscuridad. En los Zoroastrianos Ahura Mazda representa a la luz y Ahriman a la oscuridad. En el judeo-cristianismo es Dios y Satanás. Mientras que en el judaísmo es YHVH (Yahvé) y Samael.

Caracterísiticas del Camino de la Mano Izquierda

El Camino de la Mano Izquierda comprende un acercamiento muy personal por parte la persona que está iniciada en él. Por eso es fácil ver como estos “sectas”, o grupos de acólitos, se descomponen rápidamente después de haber sido iniciados.

Es realmente difícil encontrar un maestro verdadero en el sendero de la mano izquierda, por eso lo más común es que muchos se inician ellos mismos con sus propios medios, materiales y posibilidades de acceso a la información.

A diferencia del camino de la mano derecha, el dogma, y la necesidad de creer en algo que se da de por sí hecho e incuestionable, aquí no existe. No hay un culto, rendición, sumisión o temor. No existe el castigo ya que no es necesario. Todo tipo de Dioses y Diosas existen para el iniciado en el Camino de la Mano Izquierda, pues viven a través del hombre y la mujer.

No se debe confundir la imagen del Satanismo con el Camino de la Mano Izquierda.

El Sendero Izquierdo no debe confundirse con el satanismo hollywoodense de Anton Lavey, entre otros. No es ni remotamente parecido a lo que es en realidad. Ese tipo de reciclaje de pensamientos y corrientes filosóficas sobre la individualidad del hombre, disfrazados de una fachada ególatra y esnob que pretende representar lo que es la oscuridad. Se debe diferenciar radicalmente este tipo de cosas de lo que es realmente el estudio, práctica y vivencia de un caminante real del sendero izquierdo.

Pero desafortunadamente, esta ha sido una de las caras con las que se ha ido asociando este tipo de prácticas oscuras. Para un adepto real del Camino de la Mano Izquierda, considerarse a sí mismo como un adorador de Satanás, viéndole como una entidad superior, es una degradación de sus creencias, un insulto a sí mismo. Nada es superior al propio hombre.

¿Qué es realmente el Sendero Izquierdo?

Este Camino de la Mano Izquierda es una forma de vida, una forma de entender la vida misma. No es una religión en sí, por lo que no necesita una serie de requisitos, directrices y metodología estricta. Aquí es donde el ser humano comienza a dar forma al mundo, a su verdadero y propio mundo. El Sendero Izquierdo hace de la vida del iniciado su propio acto de voluntad y reflejo de su deseo.

Todas las entidades superiores que he citado antes, los ángeles caídos y los diferentes demonios, que pueblan los distintos mundos del Árbol de la Muerte, pueden existir sólo a través del propio ser y existencia. De igual forma pasa con el Árbol de la Vida, ya que los dos, el uno con el otro, comprenden el sistema universal de el Bien y el Mal.

El sistema básico del universo, el que recoge el Árbol de la Vida y el Árbol de la Muerte, pertenecen a la Cábala. Muchos de los adeptos al Camino de la Mano Izquierda la estudian y practican a su vez, pero realmente esto no significa que es indispensable para el Sendero Izquierdo.

El Camino de la Mano Izquierda como oposición a Dios

Sin embargo, el estar en oposición a YHVH (Yavéh) es vivir de una forma totalmente distinta a como viven las numerosas ovejas del pastor, es el estar fuera del Edén de la Sociedad. Los hijos de Caín siempre estarán malditos y agradecidos por ser expulsados del paraíso previamente concebido (la conciencia de YHVH).

Éste es el camino donde realmente se abre la puerta al conocimiento de uno mismo, de ver y experimentar las cosas que jamás se ha visto de sí. Con el transcurrir de la iniciación, se comienza a desvelar poco a poco delante de los propios ojos del iniciado sus más grandes temores, miedos, tristezas, rabias, pesadillas y deseos más profundos. Éstos se harán presentes y devorarán lo que previamente suponía que conocía de él mismo.

El Sendero Izquierdo desvela el rastro de luz y ceguera

Tomar parte en el Camino de la Mano Izquierda es empezar a introducirse en el abismo, a ver la verdad detrás del velo que se ha impuesto. Es quitarse la ceguera de la ilusión de la luz.

Caminar en el Sendero Izquierdo, es liberarse de las ataduras kármicas del demiurgo, de sus mandamientos y leyes, donde sólo Él es beneficiado, satisfaciendo así el capricho de su propia creación.

El Camino de la Mano Izquierda, es un camino único y personal, donde cualquier tipo de práctica o herramienta está permitida, donde queda lejos de cualquier tipo de pensamiento toda filosofía que hable del amor al prójimo, sumisión, filantropía y amor a la obra del creador, reconociendo sólo a él como único Dios. Todo el que albergue este tipo de pensamientos estará realmente fuera del Sendero Izquierdo.

El Camino de la Mano Izquierda es el camino de convertirse en el dios de uno mismo, donde el hombre se convierte en una deidad, el dios que materializa su propia voluntad y reina en este mundo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.